Clara García de Zuñiga y Elía

public profile

Is your surname García de Zuñiga y Elía?

Research the García de Zuñiga y Elía family

Clara García de Zuñiga y Elía's Geni Profile

Share your family tree and photos with the people you know and love

  • Build your family tree online
  • Share photos and videos
  • Smart Matching™ technology
  • Free!

Share

About Clara García de Zuñiga y Elía

El edificio que ocupa el Museo Blanes pertenece al período de auge de las quintas y villas del Miguelete en el siglo XIX. El ingeniero Juan Alberto Capurro, formado en el Politécnico de Turin, diseñará en 1870, para quien era entonces el propietario del predio, el Dr. Juan Bautista Raffo, una villa "palladiana" y el jardín se organizará de acuerdo a las pautas de la paisajística francesa. Valiosas especies vegetales, aún hoy en pie, irán conformando un pequeño parque. Pocos años después, la Quinta se vincula a peculiares figuras de la sociedad montevideana. En 1872 es adquirida por Clara García de Zúñiga, quien gustó escandalizar a la "aldea" con sus desplantes amorosos, naciendo allí, en 1875, su hijo Roberto de las Carreras, el célebre dandy del novecientos.

Cansado de los continuos amoríos de Clara , su marido manda construir el altillo que se aprecia en la ultima foto y encierra ahí a su esposa.

Clara permanece encerrada en ese altillo años sin poder salir , por lo que se enajenó mentalmente, y aunque en un par de ocasiones logró escapar, fue recapturada y murió en ese mismo lugar.

En 1929 la municipalidad adquiere la villa a sus últimos propietarios, la familia Morales, para destinarla a museo, encargando al arquitecto Eugenio Baroffio las obras de reforma y ampliación. Baroffio mantiene y continúa el lenguaje ecléctico historicista del diseño original, dejando intacto el cuerpo frontal del edificio y construyendo dos grandes salas posteriores con un claustro porticado entre ambas.

El edificio es Monumento Histórico Nacional desde 1975, y hoy un testimonio vivo de aquellas villas de fin de siglo, rodeado del denominado Jardín de los Artistas.

Pero lo mas escalofriante del caso es lo que relato a continuación .

Luego de convertida en Museo en la casona empezaron a suceder extraños fenómenos.

Cuadros que se caían de las paredes, mobiliario que aparecía corrido de lugar , ventanas que se abrían solas y portazos inesperados.

Y lo que mas les helaba la sangre a los funcionarios del museo eran los sonidos hechos por el piano , como si alguien invisible lo estuviese tocando

Los empleados del lugar se dieron cuenta que estos fenómenos se sucedían cada vez que cambiaban el cuadro de Clarita de lugar ( el que aparece en las primeras fotos , y que fue pintado por el mismísimo Blanes ) para las diferentes exposiciones.

Se decidió dejar entonces el cuadro en el lugar original y no volverlo a tocar.

Hablando con la empleada de la biblioteca , me contó que no solo no lo mueven , sino que tampoco lo tocan , pues quien lo hace alguna desgracia sufre.

También se dice que cuando algún caballero buen mozo pasa frente al cuadro , los pícaros ojos de Clarita lo siguen . Es muy curioso el efecto que produce la mirada de la dama en cuestión , y no solo personalmente .

Fijen su vista en el cuadro durante un rato y verán la extraña sensación que produce.

Al día de hoy cuando se inaugura alguna exposición nueva , al otro día algún cuadro aparece en el piso. Según dicen es solo otra picardía de Clarita , que aburrida como está decide jugarle bromas a los serenos del Museo , que ya a esta altura se la toman en solfa y al reponer el cuadro en su lugar , reprenden a Clarita , como si ya fuese una vieja amiga.

  1. ########################################################

En verdad la historia de su madre, Clara García de Zúñiga, era conocida de todo el Río de la Plata pues conmovió desde Monseñor Mariano Soler hasta el general Bartolomé Mitre, desde Juan Carlos Gómez hasta Francisco Xavier de Acha que la lloró en ripiosos versos, desde el coronel Lorenzo Latorre que propició, desde su alto cargo, el rapto de sus dos primeros hijos por su padre el abogado argentino José María Zuviría, hasta otro presidente, Manuel Herrera y Obes, que actuó como abogado de la familia. La sociedad montevideana le pedía a Roberto de las Carreras que fingiera no saber nada a cambio de un silencio discreto, pero seguramente él supo desde su infancia o desde sus años de colegial, lo que es ser llamado "bastardo". Los niños son menos hipócritas que los mayores pero tan crueles como los escritores cuando polemizan: en el filo del 900 Alvaro Armando Vasseur podía aducir que le era imposible batirse "con un individuo que ignora su legítima paternidad".

view all 13

Clara García de Zuñiga y Elía's Timeline

1845
April 15, 1845
Estancia Florido, Gualeguaychú, Entre Ríos, Argentina
1860
September 21, 1860
Age 15
Catedral de Montevideo, Uruguay
1873
1873
Age 27
Montevideo, Montevideo Department, Uruguay
1896
1896
Age 50
Montevideo, Montevideo Department, Uruguay
????
????
????
????
????
????